Omitir los comandos de cinta
Saltar al contenido principal
Inicio de sesión

​​​Replantean las políticas monetarias en Europa y Japón


​La recesión económica y las bajas tasas de interés han hecho que el Banco Central Europeo y el Banco de Japón tengan que aplicar políticas monetarias expansivas. Foto tomada de la cuenta del Facebook del Banco Mundial.

• El uso de economías monetarias no convencionales en Europa y Japón reconfiguran el papel de los bancos centrales en el mundo. 

• El tema será discutido en EAFIT, entre el 10 y el 12 de noviembre próximos, en la reunión anual de la Asociación de Economía de América Latina y el Caribe (Lacea) y el Encuentro Latinoamericano de la Sociedad de Econometría (Lames).


​​Los países de la eurozona y Japón se encuentran en una disyuntiva difícil de superar: sus economías no terminan de despegar y sus tasas de interés permanecen cercanas a cero. En un escenario como este no es extraño el uso cada vez mayor, en esas naciones, de las denominadas políticas expansivas, es decir, medidas monetarias aplicadas por los bancos centrales para contrarrestar las dificultades fiscales de los gobiernos a la hora enfrentar la recesión.

Al explicar el uso de esas medidas en el mundo, Jesús Alonso Botero García, docente del Departamento de Economía de EAFIT señala que "los bancos centrales en Estados Unidos ya están de vuelta de las mismas, pero el Banco Central Europeo y el Banco de Japón las aplican en la actualidad como respuesta a los problemas de bajo crecimiento y a la dificultad de emplear políticas fiscales en las economías desarrolladas debido a la restricción de endeudamiento”. 

Ante esa dificultad, expone el analista, el papel del dinamismo se le trasfiere a los bancos centrales, y ellos, a través de políticas de compra de títulos de deuda han expandido la cantidad de dinero, frente a la imposibilidad de aplicar políticas expansivas convencionales, las cuales consisten, fundamentalmente, en disminuir la tasa de interés.  

Estas medidas no convencionales fueron comparadas por el economista estadounidense Milton Friedman, en 1992, con lanzar billetes desde un helicóptero que sobrevuela las calles, por lo que se acuñó el término "dinero de helicóptero" para referirse a ellas.

"Piense usted qué pasaría si desde la terraza del Banco de la República empiezan a tirar billetes: la gente se mataría”, augura Carlos Esteban Posada, docente del Departamento de Economía de la Universidad. El analista aclara que se refiere a la propuesta de algunos economistas de inyectar dinero en la economía de un país para evitar la intermediación de los bancos comerciales y entregarlo directamente al sector privado, es decir, a las familias y a las empresas. La consideran una forma sencilla y diferente a la compra de títulos de deuda pública usual. 

Y es que, de acuerdo con el experto, lo habitual -luego de que el banco central compra títulos de deuda pública a un banco comercial- es que este dinero se quede en la banca comercial y no llegue al sector privado. Sin embargo, reconoce que dicha intermediación comercial es necesaria y tratar de implementar políticas diferentes es muy complicado.​

Interés mundial 

Las implicaciones de las políticas monetarias no convencionales serán abordadas por cerca de 900 investigadores en las distintas áreas de la economía y la econometría, incluidos los premios Nobel de Economía Finn E. Kydland y Edmund S. Phelps, en la reunión anual de la Asociación de Economía de América Latina y el Caribe (Lacea) y el Encuentro Latinoamericano de la Sociedad de Econometría (Lames), qué se realizarán del 10 al 12 de noviembre en EAFIT.

Entre los efectos, según Jesús Alonso Botero, se cuenta el que estas medidas empiezan a borrar la autonomía de los bancos centrales en el largo plazo y obligan a repensar el papel de estos en relación con los gobiernos, aunque parezca que en el corto plazo hayan tenido un impacto modesto.

En palabras del docente, "acabarían con un activo que nos costó mucho conseguir en Occidente: desarrollar la independencia del banco central, que significa además una restricción presupuestal para el Gobierno. Es que uno de los grandes logros de la política monetaria en las últimas décadas fue, precisamente, ganar que los bancos centrales no estuvieran obligados a financiar al gobierno, cuya política financiera es independiente de la monetaria. 

Para el docente, dicho logro fue muy saludable para toda la economía y evitó la repetición de malas experiencias vividas, en especial, en América Latina, donde algunos gobiernos expandieron el gasto y crearon dinero hasta llegar a un estado de hiperinflación.

Por lo pronto, según precisa Carlos Esteban Posada, lo que se hace en Japón y Europa Occidental es que los bancos centrales otorgan préstamos de manera directa a empresas, con bajas tasas de interés lo que, en su opinión, termina por ser una forma de discriminación, pues hay compañías muy pequeñas que no reúnen los requisitos mínimos para acceder a esas operaciones bancarias.

"Además, aunque estos préstamos directos a gobiernos y empresas grandes sí han tenido algún efecto, el crecimiento de la producción asociado a esa política no ha sido tan grande como se esperaba, pero igual se continúa con su implementación", puntualiza. ​

Talla internacional


El encuentro anual Lacea-Lames, cuyo escenario será EAFIT, entre el 10 y el 12 de noviembre próximos, trae consigo muchos beneficios para el sector académico de América Latina, así como para los estudiantes de pregrado y posgrado en temas económicos de EAFIT. Así lo considera Juan Felipe Mejía Mejía, decano de la Escuela de Economía y Finanzas de la Universidad, quien resalta que la Institución "tiene hoy egresados que trabajan en el Banco Mundial y en el BID a raíz del conocimiento que esas entidades han adquirido sobre EAFIT en el marco de la Lacea-Lames". ​

Mayores informes

Alejandro Gómez Valencia
Periodista Área de Información y Prensa EAFIT
Teléfono: 2619500 Ext. 9931
Correo electrónico: jgomez97@eafit.edu.co​

​​